martes, 9 de diciembre de 2008

.pantano

te quiero abajo de las piedras
vomitando barro
a la deriva
enseñándome los cuentos que perdiste
con papeles mojados de saliva.
pasás una hoja, otra, muchas más
con la punta
engranada de los dedos
recorriendo mortalmente las colillas
fosforecentes de miedo.
te quiero abajo de las piedras
a lomo de sapo
cabizbajo
con techos infatigables en las manos
que se apiaden por fin de las hormigas.
abajo
debajo
de las piedras
donde la sangre abierta del verano
tiene un antídoto eficaz
para este ser humano.

6 comentarios:

g. dijo...

Muy lindo.
Me gusto especialmente.
Sinceramente.
Saludos (En advervios de modo).

Besos.

yo mismo dijo...

me gustó :) como siempre... pero he de decir una cosa, ¿cómo sacar tanto de un simple pantano? y algo más, ¿qué pantano? en fin... belleza hecha palabras.

un beso.

Eclipse dijo...

graciasmente, mister yi, es lindo tenerlo por este rincón de lluvia y que lea tamibén a mis amigos.

yomismo: jajaja, me hiciste reír con tus preguntas. pero en una buena, una linda risa. el título fue a los efectos de publicar el poema acá, porque esas palabras me sugerían un ambiente de pantano. los sapos (que detesto en la realidad) se repiten en mis poemas, quién sabe por qué.
pero en fin, eso, que tiene un aire pantanoso el poema, ahora se me vinieron a la mente unos versos de Juan Gonzalo Rose, que me producen algo parecido: "en un quieto verano de abanicos y moscas", pero lo dejo por ahí, porque es parte del epígrafe de otro poema mío.

chivilboy dijo...

quiero un poco del antidoto.

yo mismo dijo...

en un quieto verano de abanicos y moscas... interesante descripción. por un momento las chicharras han cantado a mi lado y las primeras páginas de "el jarama" han venido a mi mente... a veces me sorprende lo evocadoras que pueden llegar a ser las palabras. y a veces me sorprende que todo me sorprenda... pero en fin, son cosas de la edad, supongo.

un beso.

Jor dijo...

Amiga, que precioso...
Me sonó tan simple y sencillo y creo que en eso radica lo bello.

Ando piradísima, lo sé, espero poder estar más tranquila para Enero :)